15 octubre, 2018

Centros de trabajo compartido, la modalidad del futuro

Un centro de negocios es un espacio de trabajo que ofrece a l@s trabajadores y trabajadoras autónom@s la posibilidad de utilizar sus instalaciones, oficinas, despachos, sala de reuniones y todo lo necesario para que estos puedan realizar su actividad adecuadamente.

Los centros de negocios son cada vez más demandados como alternativa al alquiler de oficinas y despachos tradicional, ya que aquí, el usuario o usuaria, puede encontrar un espacio de trabajo adaptado totalmente a sus necesidades, pudiendo acceder a los despachos, salas de reuniones o contratar un servicio de oficina virtual. Y no solo eso, sin que además pueden contar con el servicio de recepcionistas y telefonistas, así como de servicios de mensajería, correspondencia, paquetería, etc.

Los mejores centros de negocios del país

Hemos estado visitando algunos de los centros de negocios más importantes del país, y nuestro primer destino ha sido el centro de negocios CNC, en Marbella y dirigido principalmente a empresas, autónomos, delegaciones de compañías, emprendedores, etc… Y es que estas oficinas están súper de moda, y tienen multitud de ventajas: imagen profesional, atención telefónica, dirección de correspondencia, apoyo administrativo… Cuenta con planes adaptados a las necesidades de todos y cada uno de sus clientes, tanto por largas temporadas como por temporadas cortas, muchos despachos para elegir, zonas comunes, salas de reuniones, decoraciones de diseño, ambiente de calidad, recepción, administración y todos los servicios necesarios para crear una start-up y tener éxito, y todo esto, sin necesidad de invertir, realizar reformas, comprar mobiliario o pagar los servicios de energía o comunidad.

En Barcelona, está el Centro de Negocios, Cacplus, una empresa que brinda a sus clientes la oportunidad de crear su propia oficina, ya sea física o virtual, acceder a salas de reuniones y de aportar a su oficina una dirección de prestigio. Desde el primer momento, todos y cada uno de sus clientes y clientes, podrán acceder a sus oficinas, totalmente equipadas y de esta forma, ya pueden empezar a trabajar cuando le venga en gana, siendo la mejor alternativa para todos aquellos emprendedores y emprendedoras, sobre todo, si su actividad está relacionada con Internet o las Nuevas Tecnologías de la Información (TIC´s)

Y en Barcelona, también está otro conocido centro de negocios,  BCNDOC Centro de Negocios, que dispone de puestos de trabajo coworking listos para entrar a trabajar desde el mismo momento en que se contratan sus servicios, estando especialmente pensado a delegaciones de empresa, profesionales autónomos, startups,  pymes, freelance, etc… Sin olvidar que está ubicada en una de las zonas más prestigiosas de la ciudad condal, lo cual, sin duda alguna, aporta valor añadido a cualquier empresa.

Y en Madrid tenemos el The Undergorund Den S.L , enfocado a ayudar a startups y coworkers a triunfar, proporcionándoles todo lo necesario para que su proyecto crezca. En su espacio de más de 100 m, totalmente equipado para empezar a trabajar, cuentan con sala de reunión, zonas comunes y de visitas, prensa diaria, cocina-office, conexión rápida de internet, impresora-fotocopiadora, control de accesos con huella digital, secretaría y parking público justo al lado. Como se puede observar, sus servicios son de lo más completo.

Trabajar en un centro de negocios supone ciertas ventajas si lo comparamos con el trabajo en una oficina convencional o desde casa. ¿Quieres conocerlas?

A quién va dirigida esta nueva modalidad de trabajo

A día de hoy, son muchos los trabajadores autónomos y start-ups de nueva creación, que  no necesitan un espacio físico para trabajar, y con un ordenador y una buena conexión a internet, ya están listos para trabajar.  Esta modalidad de trabajo permite ahorrar todos los gastos derivados del alquiler, empleados, suministros, etc… Desde luego, es para pensárselo, ¿no crees?

¿A quién van dirigidos estos centros de trabajo compartido?

Pues principalmente, se dirigen a empresas tecnológicas de nueva creación, y pata todas aquellos profesionales a los que no les gustan los horarios o las jerarquías, y que valoran por encima de todo, la creatividad. Un centro de trabajo compartido, ofrece la posibilidad de crecer y desarrollarse en un entorno único, que permite aprovechar los conocimientos del resto del grupo, y al mismo tiempo, compartir. La sinergia que se produce en estos espacios favorece el éxito del grupo, sin importar quién ha sido el artífice de la idea, sino el trabajo común.

Centros de trabajo compartido, la modalidad del futuro